diabetes

PREVENIR LA DIABETES

BUENOS HÁBITOS PARA PREVENIR LA DIABETES

Para prevenir la diabetes es importante conocer el índice glucémico de los alimentos puede ayudarte a perder peso. También a reducir el riesgo de padecer una enfer­medad cardiovascular o desarrollar diabetes tipo 2, la más común.

Mantener bajo el índice glucémico (IG) –el que sirve para medir la evolución del nivel en sangre de azúcares en las dos o tres horas posteriores a una comida- favorece la pérdida de peso y la oxidación de las grasas, lo cual ayuda a reducir la acumulación de estas en los tejidos. También actúa sobre la saciedad y mejora la resistencia a la insulina, por lo que es fundamental para prevenir la diabetes tipo 2, la más frecuente. Te mostramos cómo debes hacerlo:

  • Alimentación adecuada. Lo ideal es una alimentación basada en la dieta mediterránea, por su alto aporte en fibra, frutas y verduras. Además, es importante no dejar de consumir pasta, arroz, legumbres y cereales en cantidades moderadas y acompañadas de proteína, para ayudar a controlar los niveles de glucemia en sangre.
  • Elimina los azúcares simples. Sobre todo los de alto índice glucémico como, por ejemplo, la bollería industrial, pastelería, chocolate y los dulces en general. También debes reducir al mínimo el consumo de bebidas refrescantes azucaradas y zumos embotellados.
  • Haz cinco o seis comidas al día. Para mantener la glucemia constante y sin ningún tipo de altibajos, debes comer menos cantidad de comida, pero más veces durante el día.
  • Toma fibra. Ayuda a mantener los niveles de azúcar retrasando el vaciamiento gástrico.
  • Evita los fritos. Y también los rebozados, para mantener controlado el peso y prevenir posibles complicaciones vasculares. Es mejor que los tomes cocidos, asados o en papillote.

Otras rutinas que te ayudarán.

  • Actividad física moderada. La práctica regular de ejercicio puede contribuir a regular los niveles de azúcar en la sangre y el sobrepeso. Treinta minutos de ejercicio al día pueden contribuir a evitar la diabetes y los problemas cardiovasculares.
  • Evita el tabaco. Fumar no solo es malo para el sistema respiratorio, sino que también eleva las probabilidades de sufrir descontroles en los niveles de azúcar en la sangre e incrementa el colesterol, además de provocar problemas con la presión arterial.
  • Huye de las “dietas milagro”. Y también de la automedicación en todos los sentidos, especialmente en el de los productos milagrosos que nos ofrecen perder peso sin esfuerzo alguno. Asimismo, evita el consumo de bebidas alcohólicas.
SÍGUENOS
CONTACTO
Introduce tu nombre, por favor.
Escribe un mensaje, por favor.
DÓNDE ESTAMOS
4 1 voto
Valora esta entrada
guest
1 Comentario
Más antiguo
Más reciente Más votado
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios